La preposición

Palabras invariables y casi siempre átonas que se caracterizan por introducir un complemento, que en la tradición gramatical hispánica se denomina término.

La preposición

La preposición es una palabra invariable que denota la relación existente entre dos ideas. La palabra preposición significa que se coloca delante porque siempre se antepone a la segunda de las ideas que relaciona.

Preposiciones son unas partículas que encabezan ciertos complementos y que indican de qué manera se completa el núcleo.

Las preposiciones que, en lengua española, desempeñan el oficio mencionado son: a, ante, bajo, cabe (que se usa mayormente en lenguaje literario), con, contra, de, desde, en, entre, hacia, hasta, para, por, según, sin, so, sobre, tras. (Sobre este aspecto, importante leer la puntualización última.)

OBSERVACIÓN
Las preposiciones ‘a’ y ‘de’, antepuestas al artículo el, dan lugar a las contracciones al y del.

Pueden formarse palabras compuestas. Ejemplos: contrarréplica, sinsabor, entreabrir, antepuerta, contraer, etc.

Todas las preposiciones enumeradas se llaman separables porque por sí solas tienen valor, y constituyen palabras castellanas aisladamente consideradas.

(Inseparables son las que, en español, solamente se usan como prefijos en la composición de palabras. Son: ad, ab, circum, extra, in, inter, etc.)

El significado de las preposiciones es abstracto y casi siempre relacional.No obstante, el significado de las preposiciones es abstracto y casi siempre relacional. Debido a ello, suele presentarse como significado de la preposición el que en realidad corresponde a su término. Así, en Escribe todos sus artículos con una vieja pluma, la expresión que designa, en sentido estricto, el instrumento no es con, ni con una vieja pluma, sino una vieja pluma. El papel de la preposición es aquí el de marcar semánticamente a su término, en el sentido de inducir en él cierta interpretación que estará en función del significado del predicado principal. Por otra parte, dada la naturaleza abstracta de su significado, muchas preposiciones pueden inducir contenidos diferentes. Son numerosas las que aportan un significado espacial además de otro temporal, así como diversos sentidos figurados (llamados a veces nocionales) que remiten a relaciones de naturaleza inmaterial: ante los hechos, bajo su influencia, en la ruina.

FUNCIONES
La preposición desempeña en la oración una función muy importante: la de señalar los casos o complementos. Ejemplos: ‘de’ señala el caso genitivo o complemento de especificación; ‘a’ y ‘para’ señalan el caso dativo o complemento indirecto o de término; ‘a’ señala el caso acusativo o complemento directo; y todas las demás señalan el caso ablativo o complemento circunstancial cuando expresan, ciertamente, alguna circunstancia.

FRASES O MODOS PREPOSITIVOS
Se denominan así a los conjuntos de dos o más palabras que hacen oficio de preposición simple. Ejemplos: junto a (equivalente a cabe), a causa de (por), acerca de (sobre), a fin de (para), además de (sin), etc.

RELACIONES QUE PUEDEN DENOTAR LAS PREPOSICIONES
Veamos algunas:

De objetivo: miro a Martín, recibiré a tu hermano, etc.

De situación: estar bajo tutela, quedó entre rejas, etc.

De lugar: sentóse junto a la puerta, llega desde Bogotá, etc.

De compañía: iré con mi hermana, fue en compañía de Manolo, etc.

De medio: con la gracia se alcanza la gloria, te llamaré por teléfono, etc.

De oposición: se pegó contra la pared, luchaba contra la injusticia, etc.

De posesión: la huerta de tu padre, los dineros de Judas, etc.

De procedencia: vengo desde Buenos Aires, oriundo de Panamá, etc.

De modo: entró al remate de cabeza con furia, andar a pie, etc.

De materia: pluma de oro, torre de marfil, etc.

De tiempo: llegará de noche, estamos en invierno, etc.

De fin: le hablé por hablarle, comía para vivir, etc.

De precio: lo adquirí en dos euros, por una moneda, etc.

De privación: quedó sin trabajo, cuarto por barrer, etc.

De causa: no fue al cine por pereza, so pretexto de ocupación, etc.

De argumento: discutir sobre agricultura, hablar de filosofía, etc.

OBSERVACIONES
A veces se encuentran dos preposiciones seguidas: de entre unas matas, de por sí, de sobre la mesa, desde por la noche, etc.

La preposición ‘a’ no puede preceder a otras. Es viciosa, por ello, la expresión “voy a por flores” o “voy a por agua” es incorrecta. Debe decirse: voy por flores o voy por agua.

Las correlaciones son expresiones complejas formadas por dos preposiciones, cada una con su propio término. La primera de ellas es casi siempre ‘de’ o ‘desde’, y la segunda ‘a’, ‘hasta’ o ‘hacia’. Ejemplos: de Madrid al cielo; […] desde entonces hasta 1982, año de su muerte, escribe unas ocho novelas… No pueden usarse dos preposiciones unidas por conjunciones, o de modo que la primera quede sin término expreso, como en “reloj con o sin cadena”, pero no es raro omitir uno de los dos términos de las correlaciones preposicionales, sobre todo el que denota lugar de origen (como en Viajaba a Nicaragua todos los meses), si bien ello suele depender del tipo de correlación que se establezca y de la información que el contexto permita recuperar. Los límites que estas correlaciones expresan pueden ser espaciales, como en […] el camino que va desde la Hacienda La Pastora hasta el pueblo de Villegas, o temporales, como en Vivió en Maracaibo de los 20 a los 30 años. No obstante, pueden afectar a nociones más abstractas, como cuando el término de cada preposición alude al extremo de alguna jerarquía implícita. Es lo que sucede en Querían hablar con todo el mundo, desde el director general hasta el más humilde empleado.

Las secuencias de preposiciones están constituidas por dos palabras de esta clase cuando aparecen contiguas, como en Iba por entre los árboles. El término de una de las preposiciones es a su vez un grupo preposicional, de modo que la secuencia mencionada por entre los árboles no se segmenta en la forma [por entre] [los árboles], sino en la forma [por [entre los árboles]]. Raramente se combinan más de dos preposiciones en estas secuencias, pero se registran excepciones, como en: […] salía braveando de por entre unos frutales. Las secuencias de preposiciones suelen obedecer a ciertas pautas semánticas. Así, en Salió de entre unos matorrales se reconoce la pauta “procedencia + ubicación”, en la que ‘de’ indica la procedencia mientras que la ubicación es expresada por el grupo preposicional entre unos matorrales. Otra pauta frecuente en estos grupos es “vía + ubicación”, en la que la preposición ‘por’ aporta la primera de estas nociones: Una soga puesta por sobre la capucha le tapó la boca.

Hay expresiones con significación diversa, según vaya con preposición o sin ella. Así: Perder un hijo significa quedar sin él por muerte, alejamiento, etc. Perder a un hijo, sin embargo, significa arruinarlo moralmente. Hoy debe salir denota obligación; hoy debe de salir, señala posibilidad. Salir alcalde, quiere decir ser elegido alcalde; salir de alcalde, significa dejar de ser alcalde. Etcétera.

Los pronombres personales adoptan el caso llamado oblicuo o preposicional cuando funcionan como términos de preposición: para mí (no “para yo”), sin ti, de sí.

INFORMACIÓN GRAMATICAL
Las preposiciones forman una clase de morfemas marcativos libres que se caracterizan:

-Por formar unidad acentual con una palabra -sustantivo, adjetivo, verbo o adverbio-. La palabra introducida en el enunciado por la preposición se llama término prepositivo.

-Por formar con dicho término un elemento complementario (complemento) de otra palabra -sustantivo, adjetivo, verbo o adverbio-. Esta palabra se suele llamar regente:

Regente

Término prepositivo

La casa del bosque
Largo de mangas
Habla de fútbol
Antes de Navidades

-Por expresar la subordinación gramatical del término prepositivo al regente. Mientras semánticamente el término prepositivo suele servir para precisar y puntualizar el significado del regente, gramaticalmente el término prepositivo es complementario frente al regente, que es núcleo:

Regente-Núcleo

Prepositivo-Complemento

La casa del árbol
El árbol de la casa

La preposición forma con el término prepositivo un complemento de un nombre (La casa / del bosque), de un verbo (Habla / de fútbol) o de otro complemento relacionado con el verbo de la oración (Viene a casa / por las tardes).

*Prepositivos regidos. Son los elementos prepositivos referidos al verbo y que van introducidos por una preposición regida por dicho verbo: dar de narices, abundar en oro.

*Prepositivos autónomos. Frente a los prepositivos regidos, cuya preposición es impuesta por las exigencias gramaticales del verbo, los prepositivos autónomos tienen significado propio independientemente del verbo: las razas de toros, hablaba de toros.

El segmento /de toros/ toma un valor significativo distinto y una función sintáctica distinta según el regente a que se refiere. Los prepositivos autónomos sirven para expresar relaciones como las de causa, finalidad, compañía, etc: estudia para médico, lo hizo por su nerviosismo.

PUNTUALIZACIÓN
A la lista de preposiciones que tradicionalmente se aprendía de memoria en la escuela, se han incorporado algunas nuevas.A la lista de preposiciones, que tradicionalmente se aprendía de memoria en la escuela y a la que ya hemos hecho referencia, se han incorporado algunas nuevas mientras que otras preposiciones arriba mencionadas, más antiguas, han ido desapareciendo prácticamente del habla común aunque todavía permanecen vivas en la escritura culta. Sin embargo, no hay todavía acuerdo común cerrado con la lista exacta y esta varía dependiendo de cada autor. No obstante, dejar constancia también de: vía (ejemplo: voló de Roma hasta La Habana, vía Madrid); mediante (intercambiable con la preposición ‘con’ en la mayoría de los casos: Resolvió el enigma mediante la ayuda de su mejor amigo); excepto (significa “fuera de, a excepción de, menos”: Ella conoce toda América, excepto Canadá / Te devolveré todos los libros, excepto el de Unamuno); allende (significa “al otro lado de”: Allende la montaña se erige una ciudad); aquende (significa “en este lado de”: Aquende la ciudad se encuentran los restos del antiguo barrio judío); como (con el sentido de “en calidad de”); durante (denota simultaneidad de un acontecimiento con otro: Durante su visita al museo, Pedro se maravilló de la belleza de las pinturas exhibidas / Durante los días de invierno); pro (significa “en favor de”: Organizó unas actividades pro vida sana); versus (es un latinismo que ha entrado en nuestra lengua a través del idioma inglés y que significa “frente a” y que se emplea fundamentalmente para expresar dos conceptos contrarios y, sobre todo, en las competiciones deportivas: El partido Real Madrid versus Liverpool fue el más visto de toda la temporada).

Tweet about this on TwitterShare on FacebookShare on Google+Share on LinkedInShare on TumblrShare on RedditShare on StumbleUponPin on PinterestShare on VKEmail this to someonePrint this page

Adelgazar de manera saludable. Productos, dietas y planes de adelgazamiento a los que se ven sometidos los consumidores son simples mentiras en la mayoría de ocasiones. Perder peso teóricamente haciendo una barbaridad siempre es factible, pero no se trata de hacer locuras durante una temporada para quitarse unos kilos que luego se recuperan, sino realmente de adelgazar.

¿Perjudica la salud enamorarse? Enamorarse es un misterioso fenómeno que sume a las personas que lo atraviesan en un estado extraordinariamente explosivo, eufórico, efervescente e... inconsciente. Los enamorados viven casi en éxtasis. Como en una nube. Por encima de las obligaciones y miserias cotidianas. Es una maravillosa sensación que muchos anhelan experimentar.

Reglas de oro para ser feliz en pareja. Tener desavenencias no significa que no haya cariño, sino simplemente que hay distintas maneras de ver una misma realidad. Nunca hay que perder el respeto a la libertad del otro. Muchas parejas han fracasado porque uno de sus miembros, el hombre o la mujer, está convencido de que el amor puede cambiar a la otra persona.




Deje su opinión

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

18 − dieciocho =